Publicado: 10 de Septiembre de 2019

Con el objetivo de hacer su experiencia en el spa lo más interesante posible, le recomendamos una serie de puntos clave a seguir. Por ejemplo, el primero de ellos es que trate de reservar cita previa con nosotros para evitar problemas, ya que nuestro aforo es limitado. También es importante que el acceso está permitido a partir de los 14 años, pero las personas de 14 a 17 años deben ir acompañadas de un adulto.

El uso de bañador, gorro y chanclas en la zona húmeda es obligatorio, así como recordar la prohibición de calzado de calle para entrar a las instalaciones del spa. No está permitido fumar, beber o introducir otro tipo de sustancias y por la seguridad de todos los asistentes se cuenta con sistema de vídeo vigilancia.

El silencio y la tranquilidad son dos puntos imprescindibles para disfrutar al máximo de la experiencia que ofrecemos, por lo que le instamos a mantener su teléfono móvil en silencio. El spa tampoco se hace responsable de la pérdida o deterioro de sus objetos personales, por lo que debe guardarlas en las zonas habilitadas para ello.

Por último, el acceso al spa no está recomendado para mujeres embarazadas, personas con enfermedades infecciosas, cardiopatías, fiebre o malestar general. No obstante, nuestro personal siempre está disponible para atenderle ante cualquier duda.